Si me quedo sin nada

Hasta qué punto sirve planificar el día?

Ayer tenía un programa, para aprovechar bien mi tiempo, en armonía con la naturaleza y la sociedad. De pronto, a la hora de arrancar mi mañana, todo comenzó a cambiar, de manera inexplicable.

La planificación tan clara y ordenada que seguía, se había desvanecido ante el inminente destino que se me presentaba. Y acepté los acontecimientos sin más, mientras se sucedían uno detrás de otro; sin impedir que pasara lo que tenía que pasar, aunque ello me provocara algunas lágrimas vacías de por qués.

El presente que habito puede cambiar ahora mismo y hacerme reír o llorar; y separarme de los que amo o separar de mi lado a los que me aman y aún así enseñarme cuán fuerte puedo ser y cuánto puedo aprender, si sigo soltando… si me quedo sin nada.

Sinda Miranda

Anuncios

Por lo último que hagas te recordarán

Cuál de todas tus acciones pesará más?
La última.
Cuál de todos los momentos compartidos valdrá más?
El último.
Cuál de todas las oportunidades que te da la vida, debés aprovechar?
La última.
Cuál de todos los abrazos será imposible de olvidar?
El último.
Cómo se, cuál es el último y la última?
Nadie lo sabe.

Por eso vivamos haciendo el bien, conscientes de que cada instante puede traer consigo el final.

En cada momento compartido, celebremos la compañía que se ríe de la soledad, rompe con nuestra rutina y a nuestra vida, le da sentido.

Cuando tenemos la oportunidad de reparar errores del pasado, aprovechémosla. A veces la historia se repite, para que hagamos todo lo contrario, a lo que en el pasado hicimos.

Y si damos un abrazo, que dure más de diez segundos. Permitamos que ese abrazo lleve a cabo la misión de ser AMOR.

Un AMOR que cumple, con su destino…

Sinda Miranda